8 de abril de 2011

El concepto de creatividad según Beuys

Nos dice Beuys que todo conocimiento humano procede de arte. Toda capacidad procede de la capacidad artística del ser humano, es decir, ser activo creativamente. El concepto de ciencia es sólo una ramificación de lo creativo en general. Por esa razón hay que fomentar una educación artística para el ser humano. A consecuencia de esto hay clase de arte en la escuela. Pero no se sabe lo bastante a fondo. Sigue ahí más o menos por tradición, y degenerado. Y por un lado, esa tendencia es ya agónica, es decir, que el estado ya no da valor a la educación artística y estética de las personas, sino a la reproducción de inteligencia técnica para mantener su sistema de poder. (…) Yo abogo por una educación artística que se exprese no sólo en una clase de dibujo o de pintura, sino que sea fundamentalmente artística a través de todas las materias. Se puede proceder artísticamente en Matemáticas, porque las matemáticas trabajan con formas. También en clase de lengua se trata del lenguaje. Y es obvio que para mí la lengua es el primer tipo de escultura.(…)
Este fragmento me parece revelador: no sólo nos muestra ese Beuys comprometido y con una clara conciencia política y artística, algo de lo que hablé en una entrada anterior, sino que nos advierte sobre algo sobre lo que debemos reflexionar: la consideración actual que se da a las materias artísticas es, como poco, deplorable; estoy totalmente de acuerdo en la afirmación de que continúan existiendo en las escuelas casi por compromiso y tradición, pero no se consideran al mismo nivel que otras materias como las matemáticas o la lengua, algo curioso, ya que el ser humano comenzó antes a desarrollar su creatividad artística y plástica antes que la comunicativa en el sentido del lenguaje, de ahí que existan pinturas prehistóricas pero no exista escritura hasta Mesopotamia.
El desarrollar la creatividad en un niño no sólo le hace majorar en sus capacidades plásticas, sino también en el resto de conocimientos, fomenta su autoestima e incrementa sus aptitudes.
Es muy interesante este fragmento de Beuys tanto como artista como chamán que busca cambiar la realidad que le rodea, considerando la creatividad la base para el cambio real de las personas y los sistemas: el mismo decía ser maestro es mi mayor obra de arte.
Fragmento extraído de BODENMANN-RITTER, CLARA: Joseph Beuys, cada hombre, un artista. La balsa de la Medusa, Madrid, 2005.
joseph_beuys1